Notes de Couleur

El otoño es magia en Neuquén

21 mars, 2022

Las primeras nevadas ya han pintado de blanco las cumbres de los cerros, las temperaturas descienden y la vegetación cordillerana se viste de cálidos colores que van de amarillos y ocres a rojos intensos. El otoño revela el término de un ciclo que prepara a la naturaleza para el letargo invernal. Un entorno maravilloso que nos inspira con sus mágicos colores e invita a disfrutar de encantadores paisajes, actividades de aventura al aire libre, contemplación y exquisitos sabores auténticos  de la estación.

Neuquén Capital y alrededores ofrecen visitas a las Bodegas de San Patricio del Chañar en época de Vendimia, una excelente oportunidad para conocer desde adentro el proceso de elaboración de los vinos regionales y disfrutar la excelente gastronomía de la mano de sus reconocidos cocineros.

Dinosaurios en los museos paleontológicos de Plaza Huincul y Villa El Chocón, un atractivo irresistible para toda la familia. Agroturismo en las localidades de Centenario y Plottier, aprovechando los últimos días de cosecha de las frutas, como manzanas, peras y duraznos, con la variante de degustar tortas y dulces, acompañados de un exquisito té en un ambiente característico de las chacras de la zona del Alto Valle de Neuquén, que por estos días cambian de colores sus álamos, sauces, y frutales.

En tanto la Ciudad de Neuquén ofrece recorrer sus espacios costeros sobre los ríos Limay y Neuquén, con una variada oferta cultural y gastronómica.

En esta estación del año el Norte Neuquino es ideal para realizar trekking, cabalgatas y disfrutar del paisaje, también el contacto con los pobladores que se caracterizan por su calidez y apertura para enseñar sus tradiciones y costumbres más profundas.

La gastronomía regional, con productos típicos como el Chivito Criollo del Norte Neuquino, las truchas de criadero, el ñaco y los dulces elaborados a partir de frutos silvestres cosechados en la región forman parte indispensable de experiencia.

La Ruta del Pehuén, con su árbol milenario y su semilla ya madura se eleva entre las lengas coloreadas de rojo y pastizales en diferentes tonos amarillos. Un contraste más que interesante digno de disfrutar. Trekking, mountain bike, cabalgatas permiten apreciar en primer plano el espectáculo otoñal y disfrutar del contacto con la naturaleza. Senderos rodeados de piedras basálticas y custodiados permanentemente por pehuenes permiten apreciar los paisajes de Caviahue, Villa Pehuenia- Moquehue y Aluminé, transitando por las localidades de Las Lajas y Loncopué.

El recorrido de la Ruta Provincial Nº 11 conocido como Circuito Pehuenia constituye uno de las mejores experiencias para tomar contacto con el paisaje característico de la región donde el pehuén se luce en todo en su esplendor con su follaje perenne. Los lagos Aluminé, Moquehue, Nompehuén, Ñorquico y Pulmarí ofrecen postales maravillosas durante el recorrido.

En el sur de la Provincia, el paisaje otoñal se vive con una intensidad formidable en los bosques de lengas, ñires, coihues, radales y robles pellín que rodean las localidades de la zona: Villa Traful, San Martín de los Andes y Villa La Angostura gozan por estos tiempos de una paleta cromática casi mágica. En este increíble contexto, la Ruta de los 7 lagos atraviesa uno de los entornos más puros y bellos de la región, formando el mejor exponente del paisaje otoñal exaltado por los espejos de agua que se encuentran allí.

Los lagos Lacar, Machónico, Hermoso, Falkner, Villarino, Escondido, Correntoso, Espejo Grande y Nahuel Huapi integran un circuito de inigualable belleza. Entre las diferentes tonalidades de los árboles y espacios cordilleranos, sobresalen los amarillos de las alamedas que a lo lejos evidencian la presencia humana en una inmensidad de vegetación autóctona.

Senderos de trekking y mountain bike atraviesan los bosques y permiten un contacto directo con el espectáculo otoñal. Diversidad de trayectos de variada dificultad culminan en miradores que regalan una panorámica deslumbrante y conmovedora. Los lagos Lolog, Nonthué, Meliquina también constituyen un verdadero deleite para el ojo humano.

Las excursiones lacustres en los lagos Lacar y Nahuel Huapi brindan otra perspectiva del paisaje. Lagos extensos de aguas gélidas y azules profundos contrastan con la vegetación y realzan esta verdadera obra de arte natural. 

Uno de los lagos más bellos de la región sur es el Huechulafquen, cerca de Junín de los Andes, cuyo paisaje al pie del majestuoso volcán Lanín, ha inspirado al poeta y cantautor más importante de nuestra provincia: Don Marcelo Berbel. Que cautivado de tanta belleza expresó: “El otoño en Huechulafquen no es otoño, es un duende pintor de cordillera. Es un canto a la vida porque tiene en el alma una eterna primavera…”

El otoño ha bendecido con sus mágicos colores la naturaleza neuquina. Un paraíso cromático encantador que ofrece la provincia con mucho para hacer y disfrutar…No te pierdas la oportunidad de vivirlo y dale color a tus días de otoño en Neuquén.