Rodeada de montañas con espesos bosques y profundos lagos de origen glaciario, se encuentra uno de los destinos turísticos más importantes de la Provincia y digno poseedor de una belleza inconmensurable, donde la naturaleza muestra todo su esplendor. En esta escenografía San Martín de los Andes ofrece una amplia gama de opciones para todos los gustos durante todo el año.

Integra el Corredor de Los Lagos junto a otras localidades del oeste y sur de la Provincia y destinos turísticos de Chubut y Río Negro. También conforma el Corredor de la Ruta 40 que une de norte a sur todo el país a través de la magnífica Cordillera de los Andes.

Un pueblo con historia

San Martín de los Andes fue fundada el 4 de febrero de 1898 con el propósito de establecer estratégicamente un poblado cercano al límite con Chile debido a los conflictos territoriales que existían por esos tiempos. El primer asentamiento se desarrolla sobre un territorio perteneciente, en ese entonces, a la comunidad Mapuche Curruhuinca.

Hoy con más de cien años de vida la localidad continúa conservando algunos aspectos de su fisonomía de pueblo tradicional de cordillera, donde sus habitantes han colaborado para lograr un equilibrio en su desarrollo urbano, utilizando para su arquitectura materiales característicos como piedra y madera que le han otorgado esa imagen de aldea cordillerana que sigue manteniendo.

En la actualidad esta bella aldea es un importante centro turístico de casi 25.000 habitantes (Proyección Censo 2001) que viven principalmente de la actividad turística.

Naturaleza privilegiada

San Martín de los Andes se considera la puerta de ingreso al Parque Nacional Lanín: creado para proteger los paisajes naturales de la región conformados por cerros, bosques nativos, ríos, vertientes, cascadas y lagos de aguas transparentes que brindan un espacio único para disfrutar de una amplia variedad de actividades y paseos.

Ubicada en uno de los extremos del famoso camino de los Siete Lagos, que une a esta localidad con Villa La Angostura, es inicio de uno de los recorridos más fascinantes de la Patagonia dada la belleza natural a lo largo de su trayecto. Los lagos: Machónico, Hermoso, Falkner, Villarino, Espejo, Escondido y Nahuel Huapi así como los ríos como el Hermoso y Pichi Traful, se disfrutan en este camino.

Todo el año, todas las opciones

Sus cerros y bosques van cambiando de colores a lo largo del año: verdes, amarillos, naranjas, rojos y blancos. En todas las estaciones del año la localidad ofrece distintas alternativas.

Costanera del Lago Lácar

En primavera y verano las posibilidades son más variadas y permiten un contacto más intenso con la naturaleza: cabalgatas, mountain bike, observación de aves, etc. Trekking y senderismo son opciones para todas las edades. En los alrededores de la localidad existen numerosos circuitos y sendas que atraviesan paisajes únicos y que permiten la interpretación de la naturaleza; como el Sendero Huella Andina.

Paseo en canoa por el Lago Machónico

En verano los ríos y lagos de la región invitan a ser recorridos a través de excursiones lacustres y la práctica de deportes náuticos como canotaje, kayak, rafting, navegación a vela. Estos ambientes son elegidos también por los amantes de la pesca deportiva en todas sus modalidades (fly casting, trolling y spinning). Algunos ríos como el Caleufú, Hermoso, Collón Curá, Meliquina, Aluminé o Quilquihue son visitados en busca de truchas arco iris, marrón y fontinalis.

Telecabinas de Cerro Chapelco

La estación invernal cubre los cerros de un manto blanco y da la bienvenida a la temporada de esquí en el cerro Chapelco: uno de los centros de esquí más importantes de Sudamérica que dispone120 hectáreas de superficie esquiable y 20 pistas donde es posible practicar esquí alpino, de fondo, de travesía y snowboard. Para complementar las actividades en el cerro, se ofrecen alternativas y circuitos recorriendo la ciudad y sus alrededores o disfrutar de la excelente gastronomía regional.

Una ciudad con muchas opciones culturales

Existen diversos paseos por la ciudad y sus alrededores, que incluyen un recorrido por la costanera del lago Lácar, el museo Municipal Primeros Pobladores y el museo La Pastera dedicado al Che Guevara. También se puede visitar edificios históricos como la Parroquia San José y la antigua Intendencia del Parque Nacional Lanín.

Casas de té, teatro y cine son algunas de las opciones para el visitante en todo momento del año. La localidad también ofrece diversos circuitos turísticos y paseos que recorren caminos entre cerros hasta llegar a los miradores Bandurrias y Arrayán; de donde se puede apreciar el esplendor del lago Lacar, asombrosas cascadas y bosques centenarios.

Villa Quila Quina, Lago Lolog, las playas Catritre y Yuco, al igual que la Reserva Centenario y Paso Hua Hum, son lugares que merecen ser visitados.
En los alrededores de San Martín de los Andes algunas comunidades Mapuche abren sus puertas a los visitantes para compartir sus costumbres y creencias.

Atención y calidez con espíritu cordillerano

La hospitalidad y la calidez del espíritu cordillerano se puede disfrutar en todos sus servicios: hoteles, cabañas, hosterías de variadas categorías que están disponibles para los visitantes. La localidad cuenta además con agencias de viajes y con una importante gama de oferta gastronómica: casas de té, parrillas, restaurantes donde se pueden degustar exquisitas especialidades de ciervo, jabalí, truchas, frutas finas o chocolates de elaboración casera.

Cuenta además con servicios de transporte público, abastecimiento de combustible, cajero automático y Oficina de Informes Turísticos.

A solo 21 km. de la ciudad, camino a San Martín de los Andes por la Ruta Nacional Nº 40, se encuentra el Aeropuerto Chapelco que recibe regularmente vuelos de cabotaje.

Para cruzar a Chile se encuentra el paso fronterizo Hua Hum a 52 km. atravesando un paisaje de ensueño.

Ésta mágica aldea de montaña sin duda alguna lo tiene todo: un abanico de opciones para todos los gustos y un escenario natural que se puede disfrutar en las cuatro estaciones del año.

Transporte terrestre

En ómnibus

Desde Buenos Aires

ALBUS
Tel: (02972) 428100

CENTENARIO
Tel: (02972) 427294

CRUCERO DEL NORTE
Tel: (02972)

EL VALLE Tel: (02972)
422800

VIA BARILOCHE
Tel: (02972) 422800

Desde Neuquén Capital

ALBUS
Tel: (02972) 428100

CENTENARIO
Tel: (02972) 427294

CONO SUR
Tel: (02972) 420230

La Terminal de ómnibus de San martín de los Andes se ubica en Villegas y Juez del Valle y su número telefónico es (02972) 427044.

En automovil

Desde Buenos Aires hasta Neuquén Capital

Rutas Nacionales Nº 5, 35, 152, 143, Ruta Provincial Nº 20 (La Pampa), Ruta Nacional Nº151 y 22.

Distancia del recorrido: 1200 Km. Apróx.

Desde Neuquén Capital hasta San Martín de los Andes

Partiendo de la ciudad de Neuquén Capital, recorrido 50 km. por la ruta Nacional Nº 22 se llega a Arroyito. Desde allí hay dos opciones para continuar viaje hasta San Martín de los Andes:

Opción Nº 1: Se continúa por la ruta Nacional Nº 22 hasta Zapala. Luego se debe tomar la ruta Nacional Nº 40 que conduce a la localidad de Junín de los Andes. Desde allí se debe transitar 42 kilómetros más por la ruta Nacional Nº 234 que lo conducirá a San Martín.
Rutas Nacionales Nº 22, 40 y 234.
Distancia del recorrido: 432 Km.

Opción Nº 2: Se continúa por la ruta Nacional Nº 237 hasta el empalme con la ruta Nacional Nº 40. Llegará a la rinconada y luego a ciudad de Junín y San Martín de los Andes por ruta Nacional Nº 234.
Rutas Nacionales Nº 22, 237,40 y 234.
Distancia del recorrido: 432 Km.

Desde San Carlos de Bariloche

Rutas Nacionales Nº 237, 40 y 234.
Distancia del recorrido: 250 km.

Desde Villa La Angostura por la ruta de los 7 lagos

Ruta Nacional Nº234.
Distancia del recorrido: 110 Km.

Transporte aéreo

En avión

El aeropuerto Carlos Campos (Chapelco) se localiza en la Ruta Nacional 234 Km. 20 y su número telefónico es (02972) 428388.

Desde Buenos Aires

La línea aérea que opera el circuito Buenos Aires – Chapelco es Aerolíneas Argentinas y parte desde Aeroparque. Para reservas o consultas comunicarse al 08107777979 desde cualquier punto del país.

Desde Neuquén Capital

La línea aérea que opera el circuito Neuquén Capital – Chapelco es American Jet. Se ofrecen tres frecuencias semanales en un avión con capacidad para 19 pasajeros.
Para reservas o consultas comunicarse al tel (0299) 4441085/ 4440068 o por internet a las siguientes direcciones:
E-mail: amjetneu@neunet.com.ar
Sitio Web: www.americanjetsa.com.ar

La fundación del pueblo…

En esta zona habitaban los grupos aborígenes Puelches que se mezclaron con los Pehuenches, Huiliches y Araucanos venidos de Chile. En el año 1898 llegó al valle del Lácar la “División de los Andes”, comandada por el General Rudecindo Roca, quién cumpliendo órdenes partió desde el Fuerte Roca para tomar posesión definitiva de la zona, en nombre de la Nación. La división estaba compuesta por el Regimiento 3 de Caballería de línea, constituido por cuatro escuadrones.
El primer encuentro entre el General Rudecindo Roca y el cacique pehuenche Curruhuinca se realizó en el antiguo mirador del Valle del arroyo Pocahullo. A partir del acuerdo entre las partes, se decidió la fundación del pueblo de San Martín de los Andes.

El desarrollo económico

En sus comienzos, la economía de San Martín de los Andes se basó en la explotación forestal, la agricultura y la ganadería.
A lo largo de lo que hoy es la ruta provincial 48 que conduce a Hua Hum, se asentaron colonos instalándose en pampas o en pequeños valles, dedicándose en menor escala a la ganadería. También desarrollaron para el autoconsumo el cultivo de la huerta, árboles frutales, trigo, maíz y la cría de animales de corral.
El comercio con Chile se vio impulsado por las escasas y deterioradas vías de comunicación que existían en ese momento con otras ciudades argentinas: era más accesible y rápido comunicarse con el país vecino por vía lacustre que emprender largas travesías a caballo o en carro hasta Zapala, Chos Malal, Bahía Blanca, etc.

Creación del parque nacional

En 1937 se fundó el Parque Nacional Lanín, lo que produjo un cambio sustancial en la vida del pequeño poblado: se restringió la tala de especies arbóreas y fueron desapareciendo paulatinamente los poblados lindantes con la costa del lago, se abrieron nuevos caminos e ingresaron alimentos de otras regiones del país, disminuyendo la actividad agrícola ganadera hasta casi desaparecer. La actividad turística se vio favorecida por la incorporación de lanchas en el lago, la apertura de caminos a los atractivos naturales y la creación de las primeras pistas de esquí en el Cerro Chapelco.

Crece la actividad turística

A partir de la década del 70 la actividad turística en la región creció enormemente. Las entidades bancarias otorgaron créditos accesibles que fueron utilizados para desarrollar importantes emprendimientos turísticos. Llegaron las grandes empresas, como Sol Jet, que dieron el impulso definitivo para que San Martín de los Andes se convirtiera en una de las localidades más importantes de la provincia y del mundo en cuanto a turismo se refiere.

Con el mismo espíritu

Hoy, a más de 100 años de su fundación, San Martín de los Andes se ha convertido en una ciudad vigorosa, pero con el alma de pueblo que sigue entre ella y la naturaleza.

Fauna

La distribución y abundancia de las especies animales en cierta región, esta influida por la vegetación, la cual a su vez depende del clima y del suelo.
La zona presenta una gran riqueza ictícola.

Especies autóctonas

  • Puyén Chico
  • Puyén grande
  • Peladilla
  • Peladilla listada
  • Otuno o bagre aterciopelado
  • Bagre de torrente
  • Bagre pintado
  • Perca bocona
  • Perca de boca chica
  • Perquita espinuda
  • Pejerrey patagónico

Especies de mayor valor deportivo

  • Trucha arco iris
  • Trucha marrón
  • Salmón encerrado
  • Trucha de arroyo o Fontinalis
  • Perca.

Especies exóticas

  • Trucha arco iris
  • Trucha marrón
  • Salmón encerrado
  • Trucha de arroyo
  • Carpa
  • Pejerrey bonaerense
  • Madre del agua

Otras especies de fauna características de la zona son :

  • Puma
  • Huemul
  • Pudú o venadito
  • Zorros colorado y gris
  • Roedores
  • Jabalí

Existen también especies como el ciervo colorado y el jabalí, de gran interés para los amantes de la caza deportiva.
Las únicas excepciones a la práctica de la caza en un parque nacional están dadas por algunas especies exóticas que son causas del deterioro de los sistemas ecológicos que los Parques Nacionales tratan de conservar. Un ejemplo de ello es la caza deportiva del ciervo colorado.

Avifauna

  • Cóndor
  • Aguila Mora
  • Chimango
  • Tero
  • Bandurria
  • Cauquén
  • Gallareta
  • Zorzal
  • Huala

En cuanto al manejo de la fauna en el territorio nacional y los Parques Nacionales, esta dada por el hecho que las especies nativas (acuáticas y terrestres) están protegidas al 100% en jurisdicción de Parques Nacionales, debido a la misión de estos de tratar de mantener áreas del territorio protegidas, en un estado lo más natural posible, para asegurar la conservación de sus rasgos físicos, junto a su flora y su fauna.

Flora

Los bosques naturales de la Patagonia Andina, pertenecen a la categoría de bosques templados, presentando un dominio del género Nothofagus, de la familia Fagáceas encontrándose 6 especies en la Patagonia Argentina. Cinco de ellas crecen en la región Norpatagonia y la restante, en la región Sur o magallánica.

Especies arbóreas

Las especies arbóreas de mayor abundancia relativa que existen en la región norpatagónica son la siguientes:

  • Ciprés de la Cordillera
  • Coihue
  • Lenga
  • Ñire
  • Radal
  • Notro
  • Roble Pellín
  • Raulí
  • Coihue

La vegetación en las laderas de los alrededores de San Martín de los Andes es un factor determinante de la belleza del paisaje.
Existen también diversas especies arbóreas, en su mayoría exóticas :

  • Álamos criollos
  • Álamos plateados
  • Abedul
  • Serbal del Cazador
  • Ciruelos de Jardín
  • Ciprés de la Cordillera

En las pintorescas plazas se pueden observar especies como:

  • Pehuén (implantado)
  • Ciprés de Lawson
  • Castaño común
  • Alerce Europeo
  • Pino Azul
  • Haya Europea
  • Sequoia
  • Maitén

El maitén habita en sectores muy soleados y faldeos de exposición norte.

Flores

  • Amancay: planta perenne. Es un enredadera con tallos ramificados, que por medio de sus zarcillos trepa sobre las ramas y tallos de los arbustos.
    Sus flores son muy atractivas de color anaranjado o amarillo. Se distribuyen en el bosque andino patagónico.
  • Mutisia
  • Topa Topa
  • Chilco
  • Lupino

Relieve

El terreno de esta zona tiene el relieve propio de la precordillera y cordillera con montañas abruptas, las elevaciones disminuyen hacia el este.
Las altitudes mínimas y máximas oscilan entre los 900 m. y los 1900 m.s.n.m. siendo el volcán Lanín la máxima altura cordillerana de la región con 3776 m.s.n.m.

Hidrografía

La zona se caracteriza por la presencia de caudalosos ríos, arroyos y lagos que desaguan hacia el Atlántico o Pacífico. Se alimentan de las abundantes lluvias y derretimiento de nieve de las altas cumbres. Muchos de estos cursos de aguas cristalinas deben sortear bruscas variaciones de nivel, siendo frecuentes saltos de agua (cascada Chachín y arroyo Grande) y rápidos (Hua Hum).

La conformación geológica es dominada por la Cordillera de los Andes, la cual se elevó durante varios siglos, algunas veces afectando estructuras
preexistentes y otras plegando sedimentos acumulados originando nuevas geoformas, acompañado de efusiones volcánicas. Las rocas más antiguas de la zona preandina pertenecen al Paleozoico inferior, con sedimentos marinos del Carbonífero y rocas ígneas con algunos sedimentos marinos y continentales del Jurásico y Cretácico.
En los Andes Patagónicos, sobre este basamento se apoyan las rocas magmáticas (formadas por el enfriamiento de la lava volcánica) que constituyen un rasgo característico del vulcanismo del Terciario y Cuaternario.
Algunos ejemplos de actividad volcánica se dan en el área de Ruca Ñire, cerro Curruhuinca y cerro Abanico.
La cuenca sufrió por lo menos tres glaciaciones al comienzo del Pleistoceno (60000 años). El hielo llenó el sistema de valles y abarcó toda la región, es por esto que el paisaje actual presenta geoformas de dicho origen, principalmente los rasgos erosivos de las cuencas lacustres y valles en forma de “U”.
Se destacan también algunas formas de origen volcánico como los conos de los volcanes Lanín y Huanquihue, las coladas basálticas de Lanín y el denominado “escorial” (río de lava solidificado) procedentes del Huanquihue.
Otras interesantes muestras de la actividad volcánica son las aguas termales de Lahuen-Co y Lago Queñi. Los suelos han evolucionado a partir de esta actividad.

Parque Nacional Lanín

El Parque Nacional Lanín, área protegida lindante con la ciudad de San Martín de los Andes, presenta de Norte a Sur una serie de cuencas lacustres, en su mayoría integrantes de la gran cuenca del río Aluminé -Collón Cura, de vertiente Atlántica. La excepción es la cuenca Lácar, cuyas aguas se vuelcan al Pacífico.

Sector Norte

Comprende las cuencas de los Lagos Ñorquinco, Rucachoroi y Quillén.

Sector Centro

Abarca las cuencas de los Lagos Tromen, Huechulafquen y Curruhue.

Sector Centro Sur

Abarca las cuencas de los lagos Lolog, Lácar, Meliquina, Hua Hum y Hermoso.

Sector Sur

Abarca las cuencas de los lagos Meliquina, Filo Hua Hum y Hermoso.

Lago Lácar

El Lago Lácar se encuentra a 640 m.s.n.m. y se extiende de oeste a este con un largo máximo de 29,2 Km. y un ancho máximo de 3,2 km. Su profundidad máxima de 277 m. bajo el cerro Abanico y la mínima es de 58 m. en Nonthue.

La temperatura del agua se mantiene por encima de los 4 º C.
En la costa norte predominan los acantilados que constituyen magníficos puntos panorámicos. Sobre la margen sur se encuentran amplias playas y deltas que representan los principales atractivos para la recreación y el turismo (Playas Quila Quina y Catritre).

Clima

El tipo de clima de la ciudad es frío húmedo de la cordillera patagónica, a excepción de la zona de altas cumbres, sujeta al régimen de nieve. Las temperaturas medias son de 4º en invierno y de 20º en verano.

En una primera etapa, la actividad económica dominante era la maderera, utilizando este recurso natural que predominaba en el área. El inicio de la segunda etapa lo marca la creación del Parque Nacional Lanín (383.612 has.) en Mayo de 1937, cuyo objetivo era, además de conservar la zona de gran valor escénico, favorecer el poblamiento, desarrollo regional y consolidar los territorios fronterizos reafirmando así la soberanía. Esta etapa marca un giro radical en la actividad económica de la zona, ya que la actividad forestal y ganadera no era compatible con los objetivos de Parques. Así se produce una inclinación hacia las actividades económicas del sector terciario, entre ellos el turismo.

No obstante lo expuesto, dentro de la Reserva Nacional del Parque existen áreas, en las que se desarrolla el aprovechamiento de bosques nativos, tanto en tierras de dominio público como privado. Con el objeto de obtener madera para aserradero y subproductos. Las zonas bajo manejo forestal, no superan en superficie el 0.7% del total del Parque Nacional Lanín, lo que representa un porcentaje ínfimo a escala nacional. Sin embargo dicha actividad tiene una importante incidencia económica en la región, generando decenas de empleos en rubros de infraestructura, extracción, transporte, procesamiento, administración y comercialización. El aprovechamiento está pautado de tal forma que sea sostenible en condiciones naturales, por lo que el bosque extraído debe ser reemplazado por regeneración natural, ya sea proveniente de semillas y/o por rebrotes.

San Martín de los Andes es hoy un centro turístico de casi 25.000 habitantes rodeada por un área protegida, constituyendo el turismo la principal actividad económica. Es la población más importante del Parque, el más extenso de la provincia y sede de su intendencia. Es un centro turístico, con una tipología arquitectónica que se manifiesta en el uso de los materiales característicos de la zona como madera y piedra, que conjuntamente con el entorno paisajístico le dan un carácter único de aldea de montaña. En invierno, San Martín de los Andes es sinónimo de deportes invernales, siendo su orgullo el Centro de Esquí Chapelco cuyos medios de elevación permiten el ascenso de 11.800 esquiadores/hora. Por su entorno, calidad, extensión y diversidad de pistas ha cautivado a aquellos que vienen en familia, en pareja o con amigos. En primavera y verano, si bien los atractivos son más numerosos y diversos, todo se conjuga con la naturaleza circundantes y las actividades recreativas que pueden desarrollarse.

Con el paso del tiempo, la cantidad de plazas ha crecido notablemente Actualmente se han registrado 6.046 plazas.
Durante la temporada estival se ponen en funcionamiento los campings organizados que brindan una amplia gama de servicios que junto con los agrestes y libres pueden albergar 3028 personas. El resto de los servicios turísticos acompañó la evolución del alojamiento; convirtiéndose la ciudad en un centro turístico de excelencia, donde la atención personalizada hacia el cliente se destaca positivamente. Además, constituye una sede ideal para la celebración de congresos, ya que existen numerosos salones. Su progreso social y económico, sus adelantos edilicios, sus calles, paseos y jardines y su incipiente consagración internacional como destino turístico, lo hacen acreedor y merecedor de factores de promoción que paulatinamente van asegurando su constante crecimiento.

Aquí se realiza la Fiesta Nacional del Montañés, donde se convocan deportistas de nivel nacional e internacional, para participar de las diversas competencias y también se realiza el tradicional concurso de hacheros.

Además se realizan fiestas culturales como Trabún (“estar unidos”), un encuentro de pueblos entre Argentina, Chile, Uruguay, Bolivia y Comunidades Mapuches. Se realizan diversas actividades y exposición en stands de productos regionales y comidas típicas o el encuentro internacional de Vientistas donde se realizan talleres, conciertos y ponencias de músicos.

Llegando el verano, la localidad se viste de fiesta para la denominada navidad cordillerana, época donde una gran cantidad de turistas llegan para celebrar las tradicionales fiestas.

Fiestas religiosas

  • Aniversario del Pueblo. Acto Conmemorativo. 4 de Febrero.
  • Navidad Cordillerana. Mes de diciembre.

Fiestas culturales

  • Edición del Mercado patagonia. Mes de Abril.
  • Fiesta Nacional del Montañés. Mes de Agosto.
  • Encuentro Internacional de Vientistas. de Septiembre.
  • Trabún. Mes de Septiembre.

Fiestas deportivas

  • Vuelta al Lago Lacar (“lago revoltoso”). Mes de marzo.
  • Huellas de los Andes. Mes de abril.
  • Green Cup World Championship/ Etapa Patagonia Argentina. Mes de abril.
  • Sma Trail (Competencia de Cross Country Individual) Mes de junio.
  • Ocho horas de Chapelco (“arroyo del chapel”). Mes de julio.
  • Expedición Chapelco. Mes de agosto.
  • Snowrunning Chapelco. Mes de agosto.
  • Edición Intercolegial Nelson Willians. Mes de septiembre.
  • Edición Tetratlón Chapelco Salomón. Mes de septiembre.
  • Copa Polo Chapelco. Mes de Septiembre.
  • Red Bull Whithunt Chapelco. Mes de septiembre.
  • Encuentro de pisteros socorristas. Mes de septiembre.
  • Campeonato de esquí para instructores “Memorial Quito Astete”. Mes de septiembre.