Prensa Turística

El marketing llegó a la era digital

10 Noviembre, 2011

A la hora de pensar en las redes sociales, el turismo aún no termina de encajar. Por ejemplo, la mayoría cree que son importantes para la comunicación y que incluso representan un incipiente canal de venta. Pero por otro lado también se admite que no se desarrollan planes ni estrategias específicas para atender esta nueva vía. Estas son algunas de las más notorias conclusiones del Marktur – Forum research.
En el marco de la realización del primer foro latinoamericano de Marketing Turístico -Marktur Forum, que se concretó en mayo pasado en Buenos Aires, se realizó una encuesta entre asistentes que brindó la matriz del trabajo presentado hace pocos días. Las preguntas, obviamente, rondaron la temática del marketing turístico. Sin embargo, el rol de las nuevas tecnologías y los canales incipientes, de comunicación y comercialización, se impusieron en la agenda. En esta primera parte del análisis, justamente, hacemos foco en lo que sucede entre los destinos y las empresas y sus clientes, a través de un monitor.

La nueva comunicación

47,7% de los consultados admitió que cuenta con una estrategia de comunicación (sea para un destino o un emprendimiento), y además un 46;00% consideró que tiene adecuadamente alineada la estrategia general del negocio o destino y la de comunicación.
Singularmente, a la hora de revelar los canales más eficientes de comunicación, el 31, 8% de los encuestados señalo a Internet y a las redes sociales, 22, 7% a las tareas de prensa RRPP y el 18, 2% a la publicidad. Curiosamente, en este listado que evalúa el desempeño de las herramientas, las ferias se ubican en el cuarto puesto con el 14,3 % de la valorización. Sin embargo a la hora de medir estas opciones desde la perspectiva de la inversión que demandan, justamente la participación en ferias se vuelve lo más oneroso con el 33,7%, sería lejos por las webs y redes sociales , con el 23,5%, y la publicidad, 21,7%. Y a modo de corolario, midiendo el éxito d e los canales, los participantes de la consulta consideran, por un 34,3% que las webs y las redes sociales son los más efectivos, poniendo en segundo planes con igual porcentaje (15,1%) a la publicidad y las ferias. El impacto de los nuevos medios vuelve a sentirse a la hora d e pensar en los canales de comercialización. La enorme mayoría (82,2%), utiliza entre 3 y 5 canales y buena parte de los consultados (45%) cree que esa cantidad es la adecuada.
A la hora de precisar los canales, la mayoría (40%) trabaja con agencias de viajes y con internet (33,33%). Fundamentalmente. Sin embargo, un 43,49% declaró que prefiere la Red de Redes por sobre lo demás (agencias de viajes 36,6% y venta directa 17, 1%).

Capacitación y acción

Casi la misma cantidad de consultados cree que hace un buen uso (38,6%) de las nuevas tecnologías. De hecho, la mayoría (59,3%) admitió solo estar algo capacitado en el tema.
Pensando ya en las herramientas, la enorme mayoría (55,6%) dijo no haber desarrollado aplicaciones específicas para dispositivos móviles. Curiosamente, como contraparte, un 23,8%, sí admitió disponer entre 2 y 5 apps determinadas. Por otra parte el 52,4% consideró que mide poco adecuadamente la aplicación de nuevas tecnologías. Y la evaluación se vuelve mayoritariamente negativa si se suma el 12,7% de aquellos que consideran que, directamente, no miden adecuadamente el tema.
La abrumadora mayoría de los asistentes al foro consideró que para la industria turística las redes sociales son muy importantes (63,2% muy, 31,6% solo importante).
Sin embargo el 42,1% admitió no tener un plan de desarrollo concreto en este aspecto. Solo un 26,3% reveló que cuenta con directivas específicas de aplicación mensual.
A la hora de ponerle nombres a las redes, Facebook gana claramente con los 88,5% de la preferencia, seguidas en cantidades iguales por Twister y youtube, ambas con un 3,8 . Por otra parte la mitad de los consultados (50,00) admitió que no mide si se obtienen o no ventas a través de las redes sociales. Y de los que tienen algún registro, los que afirman que ese flujo de demanda no existe es el 21,4%. De este bodoque un tercio de los consultados (29 ) admiten que las ventas generadas por las redes sociales tienen algún impacto. La mayoría de este grupo (14,3) cree que representan menos del 24% del total de la comercialización y solo un 7,1% cree que esa demanda se ubica entre el 50% y el 99%. Es curioso esta valoración si se toma en cuenta que a la hora de preguntar sobre los usos de las redes sociales solo un 3,8% admite que tiene como finalidad vender a través ellas. Los dos conjuntos mayoritarios usan las redes para posicionarse y para informar (ambos porcentajes alcanzan el 38,5%).

Fuente: Alejo Marcigliano – “Revista la Agencia de Viajes Argentina”. Editada el 31 de octubre de 2011.