Prensa Turística

Se consolida la marca país en el mundo

30 Noviembre, 2010

Proyectar los valores de una nación, posicionar sus productos en mercados externos y atraer visitantes del mundo a sus tierras son los principales objetivos que persigue la puesta en funcionamiento de la “Marca País”. A la Argentina no le ha ido nada mal en este proceso iniciado en 2004, dado que sólo seis años después, se convirtió en la Marca País más reconocida de Sudamérica, de acuerdo con los datos obtenidos a través de una encuesta realizada por la consultora FutureBrand.

Este ranking se elabora desde 2005 y este año la Argentina alcanzó su mejor ubicación histórica.

Sólo en la comparación de las últimas dos mediciones, el país avanzó diez puestos en el ranking global, logrando la mejor ubicación de las seis ediciones anuales del estudio; ocupando el lugar 33 en el ranking mundial y encabezando la clasificación de países sudamericanos. Muy por debajo, se ubicaron Chile, en el puesto 40; Brasil, en el 41; Perú, en el 49; Uruguay, en el 55; Ecuador, en el 74; Venezuela, en el 77, y Colombia, en el 87 entre las 110 naciones medidas.

Los datos forman parte del último estudio anual denominado Country Brand Index, realizado en asociación con la cadena BBC World News, que explora la complejidad, dinámica y beneficios en la manifestación de las naciones como marcas.

Avanzar en áreas clave

La fuerza de una marca país está determinada en la misma forma que cualquier otra y se mide en términos de Conocimiento, Familiaridad, Preferencia, Consideración, Apoyo y Decisión activa de visita.

Aunque los expertos aseguran que los factores más importantes que verdaderamente diferencian a la marca de una nación son sus asociaciones y atributos, esto es, las cualidades que se le representan a la gente con solo escuchar el nombre de un país, leerlo, ver sus imágenes o planear un viaje de negocios o placer.

Según el informe de Future – Brand, un dato que explica la suba que registró la Argentina en su posicionamiento a nivel mundial es el haberse ubicado en el número seis entre los destinos más recomendados por los viajeros.

En este incesante camino, la Marca Argentina escaló varias posiciones no sólo en el resultado final de posicionamiento del país a nivel global sino también en áreas clave, como el conocimiento de su existencia, la familiaridad y la recomendación entre ciudadanos de distintos lugares del mundo. En cuanto al conocimiento de su existencia como país, la Argentina ascendió 11 lugares respecto de la medición anterior; mientras que escaló 25 puntos en la familiaridad con la nación y con lo que ofrece y avanzó 33 lugares en lo que respecta al apoyo que los visitantes de un país le dan al recomendarlo a sus familiares, amigos y colegas.

Los resultados obtenidos forman parte en gran medida a la política de Estado que trazó a partir de 2004 el actual Ministerio de Turismo de la Nación, para instalar al país en diversos ámbitos mediante una estrategia de posicionamiento.

El titular del área, Enrique Meyer, explicó que “la promoción mundial de la Argentina a través de la estrategia Marca País es una labor cotidiana que se viene realizando en congresos, ferias y convenciones desde 2004, para posicionar a nuestro país como destino turístico; con esfuerzo y con originalidad más que con medios económicos”. “Como resultado podemos destacar que la marca Argentina es hoy la más reconocida en Sudamérica”, afirmó.

En este proceso, el turismo se convierte en herramienta fundamental para promocionar los valores de una nación. Solo un dato vale de muestra, uno de cada 12 empleos en el mundo son generados por el sector, según precisó el director general de la Organización Mundial del Trabajo (OIT), Juan Somavia. Se estima que la actividad habrá generado cerca del 9% del Producto Bruto Mundial y el 8% del empleo mundial al finalizar este año.

Somavia dio a conocer estos datos durante la sesión del Foro de Diálogo Mundial sobre Nuevos Desarrollos y Desafíos de la Hospitalidad y el Turismo, que se realizó la semana pasada en la sede de la OIT en Ginebra. En este contexto, representantes de más de 50 países concluyeron en la importancia del diálogo social para el desarrollo del sector y su capacidad de generar puestos de trabajo.

La Federación Empresaria Hotelera Gastronómica de la Argentina (FEHGRA) – representada por su presidente, Oscar Ghezzi, – y la Unión de Trabajadores del Turismo, Hoteleros y Gastronómicos de la Argentina (UTHGRA) fueron elegidas por sus pares de todo el mundo como representantes en la primera reunión de la OIT.